domingo, setiembre 18, 2005

Secretos


Me alegra escuchar esto porque no debería contárselo a nadie pero el secreto es tan grande y me crece tan de golpe que apenas puedo contenerme para no contárselo al primer ser humano que se me cruce aunque mejor me contengo porque se van a creer que soy un deslenguado o un cabeza hueca o un Caracoles! o Recórcholis! o un cacahuete y todas esas palabras que aprendíamos leyendo a Lulú y su pandilla y en otras revistas mexicanas que eran las que leíamos porque las de acá eran en blanco y negro y de papel malo que enseguida se deshacía y los personajes eran tipos de bigotes que no nos gustaban nada porque eran como los policías que uno veía en las garitas o los conductores de tranvías o sea tipos sin ninguna gracia y pensaba cómo van a hacerme creer que ésos son héroes porque para mi un héroe era el Llanero Solitario o en la tele Cheyenne pero no me van a decir que el Sargento Pingules era un héroe cuando todas sus aventuras eran acá nomás en Cañuelas o en Lobos o en pueblos de por ahí cerca y en cambio la pequeña Lulú me hacia reír con sus cacahuetes y sus limonada a 5c que era el precio de allá para las cosas baratitas en dólares de un pais en colores con casas todas lindas y familias divertidas que tenían hijas que vendían revistas usadas y jugos los domingos que eran los días más aburridos especialmente para mí acá no tanto porque no hubiera nada que hacer sino porque uno sabía que no iba a pasar nada más ese fin de semana ya que no había habido ninguna sorpresa el sábado y que llegaría el lunes sin nada especial que contarle a los compañeros que entonces te contarían que estuvieron en la cancha viendo a River mientras que a mí el viejo no me llevó nunca al Monumental y en realidad no salíamos a ninguna parte porque los domingos por la tarde en casa sonaba la música clásica y triste que ponía el viejo mientras el sol bajaba y las sombras de la tarde tapaban la ventana y uno caía en la cuenta de que el lunes era inminente y fatal así que volviendo al tema que si lo largo van a pensar que soy un cabeza hueca y un ansioso pero a su vez qué gol sería dar la noticia y contar primero que nadie el gran chisme de la temporada y tener así un éxito que le llame la atención a la gente y que se digan unos a otros “che que tipo enterado que es este Nano” o “ de donde habrá sacado la información como la que consigue” o “seguro tiene amigos en las altas esferas o en el mundo de los artistas y actores se ve que es un pibe piola así como lo ven tan callado pero con mirada de inteligente de tipo que sabe todo” y entonces quizás entonces solo así María Teresa que así se llama la que me gusta podría darme un poco de bolilla o fijarse en mí que pongo poses especiales cada vez que pasa cerca y sin darme la hora ni relojearme ni ficharme ni mirarme de reojo y yo me quedo sin poder mostrarle que soy un tipo inteligente y enterado aunque pienso que ya va a ver quién soy cuando le digan que el chisme del año lo trajo Nano y entonces va a querer que le cuente los entresijos o las entretelas y entretenerse con la fantasía de saber más que nadie cómo son las cosas en el gran mundo donde los que toman grandes decisiones se divierten tramando cosas que después salen en La Razón o en La Nación o en la mismísima tele aunque mejor no le digo nada a nadie y espero la gran oportunidad como ser una gran fiesta como fin de año o mi cumpleaños con toda la familia y los amigos reunidos y entonces yo abro la boca y la miro a María Teresa y les digo que les voy a a contar algo increíble que mis informantes me han confirmado de diversas fuentes y acercándome más a María Teresa la miro con ganas de tirarme ahí mismo delante de todos y decirle de una vez que me gusta mucho y si no quiere salir conmigo y con ese mismo tono en vez de decirle lo que pienso le largo alguna cosa como “sabés que me dijeron que la Isabel Sarli parece que andaba en amores con el General y que el Hombre la invitaba a pasear en motoneta por la UES y sacarse fotos para las revistas peronistas a fin de que las bases que estaban un poco cachuzas desde la entrada en la inmortalidad de la jefa espiritual de la nación que es la inolvidable Evita puedieran volver a sonreír y a admirar al jefe que seguía siendo un macho argentino que se levantaba a las mejores minas del pais ” pero me parece que con ese tema no voy a lograr que Maria Teresa se interese por mi sino que desvío el tema hacia Perón y ya se sabe que donde hay dos argentinos hay tres opiniones sobre Perón como dice mi viejo que de eso sabe porque se lee un montón de libros por mes mientras escucha esa música triste y yo sigo soñando con conocer el Monumental pero eso me parece que podrá ser en otra vida o cuado Perón vuelva del exilio pero no ahora mi amor

1 Comments:

At 12:00 p. m., Blogger hastaelhigo said...

Saludos Esteban...
me llegó tu blog por medio de Antonio Giossa y debo decirte que me gusta la dinámica de tu blog,tus cuentos tan variados y ricos....así que con tu permiso te he posteado en mis dos blogs:
novoyatirarlatoalla.blogdiario.com/
1178715900/
y en
hastaelhigo.blogspot.com/
Saludos afectuosos............Tere Marin

 

Publicar un comentario

<< Home